BLOG

GASTRONOMÍA
5/6/2015

El postre perfecto: pastel vasco con cerezas negras de Itxassou

El postre perfecto: pastel vasco con cerezas negras de Itxassou

Tal como lo han hecho desde 1949, Itxassou-Itsasu (Labourd-Lapurdi) celebrará su Fiesta de la Cereza el próximo 7 de junio. Nos ha parecido la excusa perfecta para una receta de lo más dulce: pastel vasco relleno de cerezas negras de Itxassou-Itsasu.

 

No se sabe con exactitud desde cuándo y dónde viene el vínculo de Itxassou-Itsasu con la cereza. Según los historiadores, en el siglo XIII ya había cerezos en Itxassou-Itsasu y alrededores. En el siglo XIX, las cerezas de Itxassou-Itsasu llegaron a Bayonne-Baiona y a los mercados de Cambo-Les-Bains/Kanbo, a los puestos del camino que unía Bayonne-Baiona con Saint-Jean-Pied-de-Port/Donibane Garazi... Se producían 30 toneladas de cerezas al año.

 

En las primeras décadas del siglo XX se llegaron a producir 300 toneladas, hasta que con la llegada de la 2ª Guerra Mundial sufrió una caída estrepitosa. Aunque la cereza de Itxassou-Itsasu haya estado a punto de extinguirse, varios productores locales iniciaron las labores de recuperación en 1994, plantando alrededor de 3000 cerezos.

 

La cereza de Itxassou-Itsasu es una cereza autóctona y existen tres tipos: Xapata, Peloa y Beltza. La primera es la más blanca de todas, la más ácida, y normalmente se consume en fresco. Tanto la Peloa como la Beltza se utilizan para elaborar la tan famosa confitura de cerezas negras de Itxassou-Itsasu.

 

El origen del pastel vasco se remonta al siglo XVII, a Cambo-Les-Bains/Kanbo. Aunque hoy en día es más habitual verlo relleno de crema, la receta original no es esa. El pastel vasco se rellenaba con confitura de cerezas negras de Itxassou-Itsasu hasta que en el siglo XIX se empezó a utilizar la crema pastelera.

 

Pastel vasco relleno de cerezas negras de Itxassou-Itsasu

 

Ingredientes

 

    - 1 huevo
    - 3 yemas (1 para dorar)
    - 300 g. de harina
    - 200 g. de azúcar en polvo
    - 150 g. de mantequilla
    - una cucharada pequeña de ralladura de limón
    - 250 g. de confitura de cerezas negras de Itxassou-Itsasu
    - Media bolsita de levadura en polvo
    - Una pizca de sal

 

Modo de preparación

 

1) Mezcla en un recipiente el azúcar, la harina y la levadura. Haz un pequeño hueco en medio para verter el huevo y dos yemas. Ablanda la mantequilla a fuego lento y añádela a la masa.

2) Empieza a amasar con una cuchara de palo y termina con las manos hasta que la masa no se te quede pegada en los dedos.

3) Cuando hayas obtenido una masa homogénea, haz una bola y déjala reposar una hora.

4) Parte la masa en dos, un pedazo un poquito más grueso que el otro. Aplasta la masa con las manos (te resultará más difícil hacerlo con el rodillo).

5) Unta un poquito de mantequilla y espolvorea un pizca de harina en un molde. Coloca el pedazo más grueso en la base del molde y rellena también los laterales (1 cm. de alto, más o menos).

6) Añade la mermelada

7) Coloca encima el segundo pedazo de masa y une las esquinas de ambos pedazos. Humedece los dedos para ello.

8) Unta el pastel con la tercera yema. Marca un poquito el pastel con las puntas de un tenedor u otro utensilio similar.

9) Manten el horno caliente. Primero, introduce el pastel en el horno a 200°C durante 20 minutos. Mantenlo en el horno durante 20 minutos más a 180°C.

10) Saca el pastel del molde y déjalo enfriar. Consumir templado o frío.

* Si vas a rellenar el pastel con mermelada, utiliza ralladura de limón para elaborar la masa. Si lo vas a rellenar con crema, puedes utilizar un chorrito de ron.

 

Si te animas a elaborar la mermelada...

 

*  Ingredientes:

 

    - 2 kg. de cerezas

    - 1 kg. de azúcar
    - 1 vaso de agua

* Modo de preparación:

 

1) Limpia las cerezas. Retira los huesos y los tallos.

2) Coloca en un recipiente un puñado de cerezas y cúbrelas con azúcar (utiliza 3/4 partes del azúcar para ello).

3) Déjalas reposar 24 horas.

4) Añade agua hasta que el azúcar se derrita.

5) Añade el resto de las cerezas y mezcla continuamente hasta que entre en ebullición.

6) Cuando el zumo empiece a espesarse, retira el recipiente del fuego. Vierte la mermelada a otro recipiente y tápala con un trapo durante 12 horas.

7) Coloca las cerezas en un recipiente y añade el resto del azúcar.

8) Manten la mermelada en ebullición durante unos minutos más.

 

 

Buen provecho!

 

Fotografía: www.gateau-basque.eu

COMPARTIR POST